La guerra por la intimidad que Apple no está librando

Hola , otro nuevo articulo de nuestra página , aguardamos que les complazaca

A lo largo de cuando menos una década, los defensores de la intimidad soñaron con un «No seguir» universal y legalmente ejecutable. configuración. En este momento, cuando menos en el estado mucho más poblado estadounidense, ese sueño se hizo situación. Entonces, ¿por qué razón no es Apple, una compañía que usa poco a poco más la intimidad como un punto de venta, prestando asistencia a sus clientes del servicio a aprovecharla?

En el momento en que California aprobó la Ley de Intimidad del Cliente de California en 2018, vino con un enorme asterisco. Teóricamente, la ley entrega a los habitantes de California el derecho de decirles a los websites que no vendan sus datos personales. En la práctica, ejercer ese derecho significa clickear en un número interminable de políticas de intimidad y anuncios de cookies, uno por uno, en todos y cada lugar que visita. Solo un masoquista o un entusiasta fanático de la intimidad se tomaría la molestia de clickear en la configuración de las cookies toda vez que busca un menú o compra una aspiradora. La intimidad proseguirá siendo, para la mayor parte de la gente, un derecho que hay solo en papel hasta el momento en que haya una manera fácil de un click para decantarse por no seguir en todo Internet.

La buena nueva es que ese ideal se aproxima poco a poco más a la verdad. Más allá de que la CCPA no relata explícitamente una exclusión facultativa global, las regulaciones que interpretan la ley emitida por el fiscal general de California en 2020 especificaron que las compañías deberían realizar una como lo hacen con las peticiones particulares. La tecnología para un opt-out universal de todos modos no existía todavía, pero el otoño pasado, una coalición de compañías, organizaciones sin ánimo de lucrar y editores dio a entender una especificación técnica para un control de intimidad global que puede mandar un “CCPA”. ?? No seguir ???? señal a nivel de navegador o dispositivo.

El día de hoy, si vive en California, puede activar el control de intimidad global empleando un navegador de intimidad como Brave o bajando una extensión de intimidad, como DuckDuckGo o Privacy Badger, en cualquier navegador que use. (Seriamente, hazlo. La lista completa de opciones está aquí.) En el momento en que lo hagas, de manera automática le afirmarás a los sitios que visitas «No vender mi información personal» ???? sin la necesidad de clickear en nadaâ ???? y, en contraste a los sacrificios precedentes para hacer una alternativa de exclusión universal, cualquier compañía de tamaño aceptable que lleve a cabo negocios en California va a estar legalmente obligada a cumplir, lo que necesita añadir unas escasas líneas de código a su cibersitio.

El estado de app de la CCPA todavía es turbio, pues ciertas compañías se oponen a la interpretación amplia y extensa de la ley por la parte del fiscal general. Pero el gobierno de California empezó a dejar en claro que tiene la intención de llevar a cabo cumplir el requisito de control de intimidad global. (La Ley de Derechos de Intimidad de California aprobada mucho más últimamente, que va a entrar en pleno vigor en 2023, provoca que este requisito sea mucho más explícito).

En la época de julio, Digiday notificó que la oficina del fiscal general Rob Bonta había «enviado cuando menos 10 y probablemente mucho más de 20 cartas de compañías que las exhortan a honrar a la GPC». Y apareció un factor en una lista reciente de acciones de cumplimiento de la CCPA en el sitio del fiscal general que señalaba que una compañía se había visto obligada a empezar a respetar la señal.

En este momento, las malas novedades. Más allá de que es considerablemente más simple disponer una extensión de intimidad o un navegador que clickear en un millón de páginas de intimidad, no es muy probable que la enorme mayoría de la gente lo lleve a cabo. (Queda por ver si DuckDuckGo empapelar las rutas y ciudades estadounidense con vallas de publicidad inspirará una exclusiva ola de conocedores de la intimidad).

Esto importa bastante, por el hecho de que los derechos de intimidad on-line son colectivos, no particulares. El inconveniente con el rastreo popularizado no es sencillamente que puede dejar que alguien acceda a sus datos de localización personal y los use para arruinar su historia, como le sucedió últimamente a un sacerdote católico cuyos datos de Grindr libres de manera comercial mostraron un patrón de frecuentación de bares gay. Aun si opta en lo personal por dejar de seguir, todavía vive en un planeta moldeado por la supervisión. La propaganda fundamentada en el rastreo ayuda al ocaso de las publicaciones de calidad al achicar la prima que abonan los anunciantes para llegar a sus audiencias. Es mucho más económico hallar a esos leyentes en las comunidades o aun en los sitios de novedades exagerados que se nutren desde el fondo. Hace más rápido el atractivo para aumentar al máximo sin reposo el deber en las interfaces de comunidades. Nada de eso va a desaparecer hasta el momento en que una masa crítica de personas opte por no ser rastreados en todos y cada uno de los campos.

Si les ha dado gusto este articulo posiblemente les interese otras clases sobre la manzana

utilizamos cookies para poder ofrecer la mejor experiencia a los usuarios que nos vistan. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo. Salir de la Web

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto. Haz clic aquí si quieres que el hacer scroll se considere como aceptación de cookies

Cerrar